Muchos distritos escolares públicos de toda Nueva York ofrecen educación sexual que es inexacta, incompleta o sesgada, y algunas escuelas no ofrecen ninguna educación sexual. Los estudiantes de Nueva York merecen algo mejor. La educación sexual integral apoya a los jóvenes para que tomen decisiones saludables y tengan relaciones saludables, y es fundamental para el bienestar y los resultados educativos de los jóvenes. A-6616(Nolan)/S-2584A(Brouk) requiere que las escuelas públicas enseñen una educación sexual integral de K- 12 que es médicamente precisa, apropiada para la edad, y que refleje las normas y las mejores prácticas nacionales.